¿Cómo superar el miedo al sexo?

Aunque para muchas personas que viven de forma plena su sexualidad esto puede resultar algo extraño y difícil de comprender, pero existen estudios que afirman que en torno al 4,5% de la población sufre fobia al sexo en mayor o menor grado. Así que, si alguna vez te has sentido estresado o angustiado ante la simple idea de mantener relaciones formas parte de ese porcentaje.

Las personas que padecen miedo al sexo, también conocido como erotofobia, evitan las relaciones sexuales, se molestan si su pareja les besa o llega a tocarles o el hecho de realizar algún contacto sexual les genera estrés. Muchas de estas personas recurren a dildos y otros juguetes sexuales para disfrutar en soledad de su sexualidad evitando el contacto con otras personas con ese fin.

¿Qué puede causar el miedo o fobia al sexo?

Detrás del miedo o fobia al sexo se encuentran diferentes motivos y situaciones personales. El miedo a fracasar es quizás lo más habitual, especialmente entre los chicos que tienen miedo a no tener una erección y sentir vergüenza o sensación de ridículo ante su pareja sexual. El miedo a decepcionar a la pareja sexual, por la inexperiencia o porque anteriormente otra pareja te ha minusvalorado en el ámbito sexual, también influyen en ello.

El miedo a sentir dolor durante la penetración es una fobia bastante común entre las chicas, que suelen recurrir a sex shops como Easytoys.es para encontrar juguetes con los que superar esta afección conocida como vaginismo. Un miedo muy frecuente también es el miedo a tener que mostrar alguna parte del cuerpo que piensas que va a disgustar a tu pareja sexual y por ello se evitan las relaciones íntimas.

Sin olvidar la fobia que muchas personas padecen cuando tienen una visión errónea y exagerada de las relaciones íntimas debido al consumo de contenidos sexuales como el porno, donde podemos recibir influencias fuera de la realidad que afectan a muchas personas.

Soluciones para superar la fobia al sexo

Para superar la fobia al sexo es importante seguir una serie de pasos y recomendaciones de los expertos. Se suele recomendar hacer una lista con todas las cosas relacionadas con el sexo que te generan temor o malestar. Reconocer el origen es fundamental para desafiar a esos miedos y así poder vencerlos.

Los tabúes en torno a los genitales o el puritanismo en el que muchas personas son educadas generan ansiedad al estar en presencia de otra persona a nivel sexual. Para ello se recomienda informarse sobre la fisiología y anatomía humanas para verlo como algo natural y no como algo “prohibido” que hay que evitar.

También puede ser efectivo para superar el miedo al sexo hacerlo de forma gradual. Aprender a complacerse a uno mismo imaginándose en una interacción sexual con otra persona puede ser un primer paso. Si además tienes una pareja sexual con la que poder comenzar poco a poco a dar pasitos, a través de besos, caricias o masajes, puede ser un gran comienzo.

Para superar la fobia al sexo es fundamental verbalizarla y expresar las emociones ante la pareja. Cuando hables de ello y cuentes cómo te sientes al respecto vas a lograr quitarte una gran losa de encima, además de encontrar apoyo emocional en tu pareja. La comunicación es clave y visibilizar el problema es el primer paso para superarlo junto a tu pareja.

La terapia psicológica, una ayuda profesional

Si intentas superar la fobia al sexo poniendo en práctica lo anterior pero no te funciona puede que necesites acudir a terapia profesional para encontrar la ayuda que necesitas. Existen terapeutas y psicólogos especializados en el tratamiento de fobias, como puede ser la fobia al sexo. Este tipo de profesionales analizan tu problema y diseñan un plan de actuación para superarlo.

Entre los tratamientos más habituales destaca la psicoterapia individual, donde se ahondará en la personalidad del paciente para conocer aquellos conflictos psicológicos que pueden alimentar la fobia a las relaciones sexuales. Si tienes pareja estable puede ser que el psicólogo plantee la posibilidad de realizar terapia de pareja.

A través de la terapia de pareja se pueden solucionar los conflictos que pueden existir en la relación y que pueden estar detrás de la fobia al sexo. El objetivo es mejorar la vida sexual intentando descubrir si la fobia está relacionada con tu pareja o es una fobia generalizada al sexo.

Otras terapias utilizadas en este ámbito son la hipnosis, que permite explorar las causas de la fobia al sexo de manera inconsciente para el paciente; o la técnica conocida como EMDR, eficaz para descubrir y reprocesar las emociones negativas que han podido provocar malas experiencias sexuales en el pasado para intentar superarlas y reprogramar los pensamientos al respecto.

La fobia al sexo, una problemática que afecta a muchas personas que sienten la necesidad de dejar atrás sus miedos para vivir una vida íntima plena y satisfactoria.

Deja una respuesta