Operar con bitcoin con las mejores garantías

La capitalización total del mercado de las criptomonedas es de más de dos billones de dólares, y de esos dos billones cerca del cincuenta por ciento corresponde a bitcoin, la primera criptomoneda y la que primero viene a la mente de la mayoría de personas si se les habla de este tipo de activos digitales. 

En su corta historia, bitcoin nació el 3 de enero de 2009, este activo ha sido objeto tanto de inversión como de robos, ha sido alabado como el futuro de las finanzas descentralizadas y atacado como burbuja que arrasará con el dinero de los incautos -la comparación favorita es la tulipomanía, el ejemplo predilecto de los que ven burbujas en el crecimiento de cualquier activo- y en estos momentos bitcoin y el criptomercado en su conjunto parecen estar entrando en fase de consolidación, con los inversores institucionales entrando definitivamente.

Fundamentos básicos de bitcoin 

Bitcoin, qué es y cómo funcionaProbablemente esta sea la primera cuestión a resolver antes de plantearse siquiera invertir un sólo dólar o euro en bitcoin, al fin y al cabo ¿cómo se va a arriesgar el dinero que tanto cuesta ganar en un activo del que no se conoce nada? Pues bien, bitcoin es un activo digital que se sustenta en la blockchain, red de la que todos los usuarios pueden participar y que a su vez garantiza la autenticidad de todos los bitcoins y de las transacciones y contratos en los cuales se utilizan. 

Como de la red participan millones de usuarios, es un activo más difícil de falsificar incluso que la moneda fiduciaria, ya que habría que jaquear a la mitad más uno de los participantes de la red para que la falsificación fuese la nueva realidad, un esfuerzo titánico. Además bitcoin se postula como una moneda disponible en un futuro que se encuentra más cerca que lejos.

La estafa y el robo, peligros a esquivar por el inversor en bitcoin

Existe tanta información en internet, y las criptomonedas tienen ya un recorrido tal, que es difícil que alguien termine invirtiendo su capital en una plataforma fraudulenta a poco que el inversor se limite a plataformas conocidas y de solvencia comprobable, ya sean exchanges como Binance -para el que quiera comprar y vender- o brókeres online como Plus500 -para quienes prefieran el trading con apalancamiento- es fácil y necesario realizar aunque sea una mínima investigación para ver si la empresa cuenta con referencias y con el beneplácito de sus usuarios. Así se evitará sufrir estafas al depositar el dinero en plataformas que terminen por hacer bomba de humo y desapareciendo con el dinero de los desafortunados inversores. 

Operar-bitcoin
Imagen de Pixabay

El segundo riesgo, el del robo, va a ser un peligro constante para cualquiera que guarde su dinero en una exchange, ya que las criptomonedas son un activo que proporciona un anonimato sin precedentes, blanquear un robo de bitcoin -que puede llegar a ser extremadamente lucrativo- es más sencillo que blanquear un robo de dinero fiduciario o de acciones, por ejemplo. Este riesgo se puede esquivar en gran medida guardando las criptomonedas en frío, esto es en una billetera electrónica o de papel, pero ¡cuidado!, si la billetera es de segunda mano -algo que es mejor evitar, por ahorrar unas decenas de dólares se puede perder todo- puede que el vendedor se haya guardado la semilla o seed phrase -serie de palabras aleatorias que sirven para acceder al contenido de la billetera asociada- y para acceder a las criptomonedas del confiado comprador sólo tendría que comprar una billetera electrónica del mismo fabricante y mover las criptomonedas al nuevo dispositivo.

Este último riesgo no existe en los brókeres de trading online, ya que utilizan el movimiento de la cotización para abrir posiciones apalancadas, y no se compra, vende o custodia ningún activo, eso sí, ese mismo apalancamiento debe ser bien entendido antes de empezar a realizar trading, ya que tiene importantes riesgos inherentes.

Tener cuidado si se opera a crédito 

Por último, se debe tener mucho cuidado si se opera con dinero que no se tiene o se ha pedido prestado a crédito, ya que las criptomonedas son muy volátiles, es mejor arriesgar lo que se tiene y se puede perder sin grandes quebrantos y si se realiza trading con bitcoin es fundamental que nuestro bróker nos proteja frente a saldos negativos, lo que implica que sólo se arriesga el dinero que se deposita, ni un centavo más.

Deja una respuesta