Los alumnos del Fabraquer se visten de verde para tomar conciencias sobre el cambio climático