Sin voz pero con voto

Quien me iba a decir a mí que los dichos, según el tiempo que corra cambiarían de sentido.

por