Con la Igualdad real hay que meterse y mojarse

por