El pueblo ha dictado sentencia

El que siembra Vientos, recoge Tempestades, pero después de la Tempestad, llega la calma.

por