Juan Valencia, un escritor prolífico que encontró en los libros su “refugio”