Un año inolvidable en los colegios de San Vicente