El Ginés Alenda acogió una gala benéfica de Artes Marciales en beneficio de Cáritas San Vicente