Escape de agua en la calle Cottolengo.

Mientras se realizaban las obras de la calle Cottolengo, una excavadora que estaba participando en las labores de asfaltado, rompió una tubería provocando una espectacular fuga de agua, con un chorro a presión que llegó a alcanzar una altura de 14 metros.