Contenedor autónomo

El pasado jueves por la tarde sorprendimos a un contenedor cruzando la calle por motu proprio. El contenedor, gracias a la fuerza del viento, se desplazó más de diez metros de su posición de origen cruzando completamente la calle, afortunadamente el escaso tráfico de la vía evitó un accidente.