La Guardia Civil desarticula una peligrosa organización criminal tras un secuestro “de película”